/ sábado 2 de abril de 2022

Romper con paradigmas, una capitana de leyenda

María del Rosario Mendoza es la primera mujer con el grado de Capitán de Altura en la Marina Mercante en Latinoamérica

Culiacán, Sin.- María del Rosario Mendoza Sauceda es la primera mujer que alcanzó el grado de Capitán de Altura de la Marina Mercante no sólo en México sino también en Latinoamérica, pero vencer cada uno de los obstáculos fue una situación de luchar a contracorriente.

“En realidad sí se me exigió más que a mis compañeros varones, yo tenía que trabajar el doble o el triple, para ganarme un lugar dentro de ese ámbito”, relató esta mujer que ahora tiene 36 años en esta profesión.

Puedes leer: A puro sudor y pedaleo: José Antonio, el ciclista de hierro

En 1986 logró romper con estereotipos y atavismos machistas, y entró a la Escuela Náutica Mercante de Tampico, Tamaulipas, para cursar sus estudios en la Licenciatura de Piloto Naval.

Contó que apenas dos años atrás, la institución había abierto sus puertas a las mujeres, pues anteriormente se les prohibía el acceso a la educación naval.

“No es cuestión de géneros, porque en sí la formación que recibí fue igual a la de mis compañeros varones y yo era considerada una oficial más de la marina mercante, yo con esa idea iba, yo no soy la oficial, sino soy como cualquier de mis compañeros y puedo rendir igual o tal vez más”, narró.

VENCER ESTIGMAS

María del Rosario es originaria de Aguaruto, Sinaloa, y en los años 80 no tenía muchas opciones para elegir, pues su padre era de la idea de que la mujer tenía que estar en casa atendiendo a la familia.

“A mí sí me gustaba la casa, las labores del hogar, pero pienso que además de eso yo puedo desempeñarme en otra cosa, entonces la carrera que yo eligiera aquí, era un no de mis padres porque costaba y esa carrera era la única posibilidad que yo tenía porque era una beca que yo recibiría del Gobierno de México, pero en el inter de eso me di cuenta que sí me gustaba y entendí lo que dice la gente: Por algo pasan las cosas”, dijo.

En una entrevista para El Sol de Sinaloa, compartió que fue motivada por los estudios marítimos de uno de sus hermanos, José Francisco como llegó a la Escuela Náutica de Tampico, donde integró la tercera generación de alumnas.

Foto: Teresa Navia | El Sol de Sinaloa

“Cuando les dije a mis padres que quería ser piloto naval, lo primero que me dijo mi papá fue ¡estás loca!, le dice a mi mamá mira Tere, la muchachita está loca; pero nunca se opusieron, recuerdo que mi mamá platicó conmigo, me dijo que me cuidara mucho y todos los peligros que conllevaría el estar fuera de casa, pero yo siempre dije, pues estaré en un internado no tiene por qué pasarme nada”, recordó.

En 1986 inició sus estudios y ya para 1989 vio recompensados sus esfuerzos, al recibir su título como Piloto Naval de la Marina Mercante Nacional.

Sabía que la primera batalla había sido ganada, pero también que iniciaba la segunda y definitiva: incursionar laboralmente y ser aceptada en el medio marítimo.

Como todos los inicios de rompimientos de esquemas, el de ella no fue nada fácil, sin embargo, su alto desempeño y firmeza de carácter se fueron imponiendo a bordo de los buques de pasaje en los que hizo su carrera, ganándose pronto el respeto de los demás miembros de las tripulaciones con las que trabajó.

“Era complicado que como mujer nos dieran un trabajo, incluso en el barco al que iba, había un capitán que no le gustaba la presencia de las mujeres en la tripulación, pero mi suerte fue que antes de entrar, él se desembarcó”, dijo.

EL ALTO GRADO

El 13 de diciembre de 1996 Mendoza Sauceda vio coronados todos sus esfuerzos al convertirse en la primera mujer en obtener el grado de Capitán de Altura en la Marina Mercante no sólo de México sino en toda Latinoamérica, el cual es el grado máximo que existe en la Marina Mercante.

“Antes de que yo me graduara, ya había tenido mando en las embarcaciones, sin tener el título porque es válido eso, como yo ya tenía la competencia y la práctica diaria, llegó el momento en el que ya estaba lista para agarrar el mando de un barco”, recordó.

Foto: Teresa Navia | El Sol de Sinaloa

Tras haber pasado 10 años en embarcaciones, se despidió de su trabajo abordo para iniciarse en la Administración Pública Federal como Jefa del Departamento de Navegación y Supervisión Portuaria en la Capitanía de Puerto de Mazatlán, en su natal Sinaloa, donde laboró por dos años.

“Yo quería venirme cerca de donde estaba mi familia, y gracias a dios me vine a trabajar en los ferríes de Mazatlán”, explicó.

PASO A LA DOCENCIA

Después de haber estado en Mazatlán, en el año 1999 descubrió su gusto por la docencia, al colaborar como catedrática y Jefa de carrera en el Centro de Estudios Tecnológicos del Mar No. 30 por espacio de 15 años.

Al tiempo que se inicia también en la Capacitación Marítima para el personal subalterno de la Marina Mercante Nacional en la iniciativa privada con el Instituto de Educación Náutica y Portuaria Océano Pacifico, empresa con la que colaboró hasta 2018 como Instructora de cursos modelo OMI y como Asesora Técnica Pedagógica.

María del Rosario, la Capitana Mendoza como se le conoce en el medio, es una sinaloense destacada, que es reconocida en el ámbito marítimo mexicano por su alto desempeño y capacidad profesional.

Es también considerada un ícono, una figura inspiradora y una mujer paradigmática que rompe esquemas, pionera no sólo en la Marina Mercante en Latinoamérica, que a más de 30 años de haber egresado de la Escuela Náutica Mercante de Tampico sigue y seguirá haciendo historia.

QUÉ ES LA MERCANTE

La marina mercante es la flota de barcos usados para el comercio. Realiza maniobras asociadas al transporte de carga, pasajeros, posicionamiento dinámico, maniobras especiales, entre otras.

GRADO

Capitán de barco es el más alto grado al que puede aspirar un integrante es esta rama.

“Era complicado que como mujer nos dieran un trabajo, incluso había capitanes que no le gustaba la presencia de mujeres en la tripulación”.

Culiacán, Sin.- María del Rosario Mendoza Sauceda es la primera mujer que alcanzó el grado de Capitán de Altura de la Marina Mercante no sólo en México sino también en Latinoamérica, pero vencer cada uno de los obstáculos fue una situación de luchar a contracorriente.

“En realidad sí se me exigió más que a mis compañeros varones, yo tenía que trabajar el doble o el triple, para ganarme un lugar dentro de ese ámbito”, relató esta mujer que ahora tiene 36 años en esta profesión.

Puedes leer: A puro sudor y pedaleo: José Antonio, el ciclista de hierro

En 1986 logró romper con estereotipos y atavismos machistas, y entró a la Escuela Náutica Mercante de Tampico, Tamaulipas, para cursar sus estudios en la Licenciatura de Piloto Naval.

Contó que apenas dos años atrás, la institución había abierto sus puertas a las mujeres, pues anteriormente se les prohibía el acceso a la educación naval.

“No es cuestión de géneros, porque en sí la formación que recibí fue igual a la de mis compañeros varones y yo era considerada una oficial más de la marina mercante, yo con esa idea iba, yo no soy la oficial, sino soy como cualquier de mis compañeros y puedo rendir igual o tal vez más”, narró.

VENCER ESTIGMAS

María del Rosario es originaria de Aguaruto, Sinaloa, y en los años 80 no tenía muchas opciones para elegir, pues su padre era de la idea de que la mujer tenía que estar en casa atendiendo a la familia.

“A mí sí me gustaba la casa, las labores del hogar, pero pienso que además de eso yo puedo desempeñarme en otra cosa, entonces la carrera que yo eligiera aquí, era un no de mis padres porque costaba y esa carrera era la única posibilidad que yo tenía porque era una beca que yo recibiría del Gobierno de México, pero en el inter de eso me di cuenta que sí me gustaba y entendí lo que dice la gente: Por algo pasan las cosas”, dijo.

En una entrevista para El Sol de Sinaloa, compartió que fue motivada por los estudios marítimos de uno de sus hermanos, José Francisco como llegó a la Escuela Náutica de Tampico, donde integró la tercera generación de alumnas.

Foto: Teresa Navia | El Sol de Sinaloa

“Cuando les dije a mis padres que quería ser piloto naval, lo primero que me dijo mi papá fue ¡estás loca!, le dice a mi mamá mira Tere, la muchachita está loca; pero nunca se opusieron, recuerdo que mi mamá platicó conmigo, me dijo que me cuidara mucho y todos los peligros que conllevaría el estar fuera de casa, pero yo siempre dije, pues estaré en un internado no tiene por qué pasarme nada”, recordó.

En 1986 inició sus estudios y ya para 1989 vio recompensados sus esfuerzos, al recibir su título como Piloto Naval de la Marina Mercante Nacional.

Sabía que la primera batalla había sido ganada, pero también que iniciaba la segunda y definitiva: incursionar laboralmente y ser aceptada en el medio marítimo.

Como todos los inicios de rompimientos de esquemas, el de ella no fue nada fácil, sin embargo, su alto desempeño y firmeza de carácter se fueron imponiendo a bordo de los buques de pasaje en los que hizo su carrera, ganándose pronto el respeto de los demás miembros de las tripulaciones con las que trabajó.

“Era complicado que como mujer nos dieran un trabajo, incluso en el barco al que iba, había un capitán que no le gustaba la presencia de las mujeres en la tripulación, pero mi suerte fue que antes de entrar, él se desembarcó”, dijo.

EL ALTO GRADO

El 13 de diciembre de 1996 Mendoza Sauceda vio coronados todos sus esfuerzos al convertirse en la primera mujer en obtener el grado de Capitán de Altura en la Marina Mercante no sólo de México sino en toda Latinoamérica, el cual es el grado máximo que existe en la Marina Mercante.

“Antes de que yo me graduara, ya había tenido mando en las embarcaciones, sin tener el título porque es válido eso, como yo ya tenía la competencia y la práctica diaria, llegó el momento en el que ya estaba lista para agarrar el mando de un barco”, recordó.

Foto: Teresa Navia | El Sol de Sinaloa

Tras haber pasado 10 años en embarcaciones, se despidió de su trabajo abordo para iniciarse en la Administración Pública Federal como Jefa del Departamento de Navegación y Supervisión Portuaria en la Capitanía de Puerto de Mazatlán, en su natal Sinaloa, donde laboró por dos años.

“Yo quería venirme cerca de donde estaba mi familia, y gracias a dios me vine a trabajar en los ferríes de Mazatlán”, explicó.

PASO A LA DOCENCIA

Después de haber estado en Mazatlán, en el año 1999 descubrió su gusto por la docencia, al colaborar como catedrática y Jefa de carrera en el Centro de Estudios Tecnológicos del Mar No. 30 por espacio de 15 años.

Al tiempo que se inicia también en la Capacitación Marítima para el personal subalterno de la Marina Mercante Nacional en la iniciativa privada con el Instituto de Educación Náutica y Portuaria Océano Pacifico, empresa con la que colaboró hasta 2018 como Instructora de cursos modelo OMI y como Asesora Técnica Pedagógica.

María del Rosario, la Capitana Mendoza como se le conoce en el medio, es una sinaloense destacada, que es reconocida en el ámbito marítimo mexicano por su alto desempeño y capacidad profesional.

Es también considerada un ícono, una figura inspiradora y una mujer paradigmática que rompe esquemas, pionera no sólo en la Marina Mercante en Latinoamérica, que a más de 30 años de haber egresado de la Escuela Náutica Mercante de Tampico sigue y seguirá haciendo historia.

QUÉ ES LA MERCANTE

La marina mercante es la flota de barcos usados para el comercio. Realiza maniobras asociadas al transporte de carga, pasajeros, posicionamiento dinámico, maniobras especiales, entre otras.

GRADO

Capitán de barco es el más alto grado al que puede aspirar un integrante es esta rama.

“Era complicado que como mujer nos dieran un trabajo, incluso había capitanes que no le gustaba la presencia de mujeres en la tripulación”.

Local

Gobierno demandará a Azteca Lighting por incumplimiento de contrato

Las luminarias fueron pagadas en 2021, pero la instalación no se llevó a cabo por completo

Local

Aumentarán módulos de regularización vehicular

Por desabasto en atención a usuarios, mínimamente se instalará un módulo de regularización vehicular en cada cabecera municipal

Local

Apagones golpean al sector restaurantero de Culiacán

La Presidenta de la Canirac, Laura Guzmán Torrontegui, informó que se reportan pérdidas hasta de 80 mil pesos por negocio

Local

En Sinaloa son 5,645 casos activos de Covid-19, la mayoría en Culiacán

El municipio de Culiacán registra 2 mil 753 pacientes activos

Sociedad

Fatal choque: mueren 4 jornaleros y un niño de la familia LeBarón

Lamentablemente murieron cinco personas, entre ellos un menor de solo 3 años que pertenecía a la familia LeBarón

Política

Segob reconoce incapacidad para atender huelga en Notimex

Admitieron que el conflicto está atascado ya que Sanjuana Martínez está negada a realizar negociación alguna

Sociedad

Inician rehabilitación de carretera 307 y acceso a Playa del Carmen

También se incluye la reparación de un socavón en el kilómetro 265, restauración de losas de concreto y obras de drenaje

Mundo

Gobierno de Perú declara emergencia en carreteras del país por huelga de trasportistas

La medida suspende los derechos constitucionales de libre tránsito y de reunión de personas con el objetivo de evitar el bloqueo de las vías

Sociedad

Tiendas en Monterrey no tienen agua ni para sus empleados: así se vive la escasez

En Monterrey, las tiendas se han visto obligadas a racionar la venta de botellas de agua ante la escasez