/ lunes 28 de octubre de 2019

En Sinaloa las mamacitas no le pueden hacer caso a López Obrador

La “Ley chancla” prohíbe castigo corporal a menores, aunque algunos padres de familia acusan que “el guarache” desde hace muchos años se guardó y ven como consecuencia jóvenes sicarios

Culiacán.- ¡Ahí tan las consecuencias! Señalan padres de familia, al comentar la actuación en su mayoría de jóvenes “sicarios” en el jueves negro, “porque sus mamacitas guardaron la chancla desde hace muchos años”.

Lamentan que ahora las leyes les prohíben a los padres hasta cómo hablarle a un niño, “nos ponen trabas, pero no nos dan derechos. Y muchos padres por eso y la comodidad dejaron a sus hijos sin rienda… que va a pasar más adelante si las leyeres los protegen, se preguntan”.

En agosto pasado el Congreso estatal aprobó la llamada “Ley Chancla”, una reforma que prohíbe que quienes ejerzan la patria potestad, tutela o guarda y custodia, ejerzan castigo corporal a niños, niñas y adolescentes.

El dictamen de dicha reforma, presentado por la Comisión de Equidad, Género y Familia, plantea que “la violencia familiar” no se justifica en ningún caso como una forma de educación o formación hacia el menor, pues cualquier acto de violencia riñe con la dignidad humana y el derecho del niño a ser protegido en su integridad personal.

Con esta aprobación se reformó la fracción VIII del artículo 83 de la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Sinaloa, el cual establece las obligaciones de quienes ejercen la patria potestad, tutela o guardia y custodia, que tengan bajo su cuidado niñas, niños o adolescentes.

Ahora ni cómo hacerle caso al presidente que acusa a los delincuentes con sus mamacitas, porque en Sinaloa la ley chancla prohíbe darles unos cates pa que se eduquen y si antes no les dieron con la chancla, ahora menos.

Maricela Tostado Leyva.

El fondo de la iniciativa está bien, porque hay mucho niño maltratado, pero hay que irnos más allá.

Diputada Victoria Sánchez.

La legisladora de Morena, fue una de las diputadas que no aprobó dicha ley, por haberse presentado a última hora, sin conocerse bien a bien.

Precisó que, si se hace un análisis más general, nos vamos a dar cuenta que ésta nueva generación requiere de más mano dura.

“No la aprobé porque debimos de haber hecho un análisis más general, precisamente por la situación que estamos viviendo, donde los jóvenes son los que más delinquen”, indican.

En esta ley se debió revisar todo en su conjunto, no solamente prohibirles a los padres de familia, sino también hay que ver a la sociedad, al gobierno, la educación, todo en conjunto.

“Yo recuerdo que cuando mis hijos estaban chiquitos escuchaba mucho que los derechos de los niños y está bien, pero decía y las obligaciones de los niños, por qué no se difunde también esas obligaciones”, indicó.

La legisladora advierte que todavía hay generaciones que nos forjamos en el esfuerzo, que buscamos un futuro de bienestar no nada más para nosotros, sino para la familia en conjunto, y eso se debió en parte a cómo nos criaron.

“Nos criaron con mucho cariño, acompañamiento, ética, educación, respeto y claro que con la chancla…pero esos valores se fueron perdiendo”.

Pero, lamenta, estas generaciones, nos volvimos permisivos, aunado a que también el gobierno fue olvidando a los jóvenes, les fue quitando las áreas de oportunidades, se eliminaron materias de civismo y valores en las escuelas.

Y ahí están los resultados. Tanto joven metido en la delincuencia” dice y lamenta: “yo fui una de las mamas que no me gustó pegarles a mis hijos, pero hoy reconozco que sí les faltó un chanclaso mínimo.

Ivonne Beltrán

No pasa nada con una nalgada: maestra Ivonne Beltrán

“Antes nos corregían y no pasaba nada, ahora con tanta permisividad…” comenta la maestra de regularización de primaria, Ivonne Beltrán Galindo.

Aclara que la iniciativa le parece mínimamente bien, “pero no estoy totalmente de acuerdo, porque en estos momentos a los hijos se les está dando demasiada libertad, más bien los hijos están mandando a los padres y están haciendo lo que les da la gana”.

Lo que veo en esta Ley es que a los niños no se les puede tocar, claro si hay que corregirlos, castigarlos, una nalgada, creo que no les hace mal porque si se les deja, los hijos hacen lo que quieren.

“Hay que corregirlos, por eso es que están pasando tanas cosas, aparte de que los padres no están en casa por trabajar los dos, los hijos no tienen gobierno y hacen lo quieren”, señala.

Por su parte la señora Ana Cecilia Loaiza, madre de un niño de diez años, señala que para ella esta ley está bien, porque los padres de familia tienen la opción de castigarlos, en lugar de darle “un chanclaso”.

“Eso ya no se usa, Hay otro tipo de correcciones, les duele más un castigo. Desde niños debe uno de corregirlos para que no desvíen el camino”.

Indica que los “de antes” nomás con la mirada nos sentaban, “ahora es diferente, está uno platicando y los niños hasta te quitan la palabra, desde chiquitos así son, pero como le digo hay que corregirlos”.

Advierte que ella a su hijo lo castiga con lo que más le duele, como es no dejarlo ver televisión, quitarle el celular, el futbol que es su pasión “ahorita lo tengo castigado, no le permito que juegue el Street Fighter, porque es pura violencia, y no sabe cómo me ha ido…pero sigo en mi posición”.



Lee más Aquí

Culiacán.- ¡Ahí tan las consecuencias! Señalan padres de familia, al comentar la actuación en su mayoría de jóvenes “sicarios” en el jueves negro, “porque sus mamacitas guardaron la chancla desde hace muchos años”.

Lamentan que ahora las leyes les prohíben a los padres hasta cómo hablarle a un niño, “nos ponen trabas, pero no nos dan derechos. Y muchos padres por eso y la comodidad dejaron a sus hijos sin rienda… que va a pasar más adelante si las leyeres los protegen, se preguntan”.

En agosto pasado el Congreso estatal aprobó la llamada “Ley Chancla”, una reforma que prohíbe que quienes ejerzan la patria potestad, tutela o guarda y custodia, ejerzan castigo corporal a niños, niñas y adolescentes.

El dictamen de dicha reforma, presentado por la Comisión de Equidad, Género y Familia, plantea que “la violencia familiar” no se justifica en ningún caso como una forma de educación o formación hacia el menor, pues cualquier acto de violencia riñe con la dignidad humana y el derecho del niño a ser protegido en su integridad personal.

Con esta aprobación se reformó la fracción VIII del artículo 83 de la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado de Sinaloa, el cual establece las obligaciones de quienes ejercen la patria potestad, tutela o guardia y custodia, que tengan bajo su cuidado niñas, niños o adolescentes.

Ahora ni cómo hacerle caso al presidente que acusa a los delincuentes con sus mamacitas, porque en Sinaloa la ley chancla prohíbe darles unos cates pa que se eduquen y si antes no les dieron con la chancla, ahora menos.

Maricela Tostado Leyva.

El fondo de la iniciativa está bien, porque hay mucho niño maltratado, pero hay que irnos más allá.

Diputada Victoria Sánchez.

La legisladora de Morena, fue una de las diputadas que no aprobó dicha ley, por haberse presentado a última hora, sin conocerse bien a bien.

Precisó que, si se hace un análisis más general, nos vamos a dar cuenta que ésta nueva generación requiere de más mano dura.

“No la aprobé porque debimos de haber hecho un análisis más general, precisamente por la situación que estamos viviendo, donde los jóvenes son los que más delinquen”, indican.

En esta ley se debió revisar todo en su conjunto, no solamente prohibirles a los padres de familia, sino también hay que ver a la sociedad, al gobierno, la educación, todo en conjunto.

“Yo recuerdo que cuando mis hijos estaban chiquitos escuchaba mucho que los derechos de los niños y está bien, pero decía y las obligaciones de los niños, por qué no se difunde también esas obligaciones”, indicó.

La legisladora advierte que todavía hay generaciones que nos forjamos en el esfuerzo, que buscamos un futuro de bienestar no nada más para nosotros, sino para la familia en conjunto, y eso se debió en parte a cómo nos criaron.

“Nos criaron con mucho cariño, acompañamiento, ética, educación, respeto y claro que con la chancla…pero esos valores se fueron perdiendo”.

Pero, lamenta, estas generaciones, nos volvimos permisivos, aunado a que también el gobierno fue olvidando a los jóvenes, les fue quitando las áreas de oportunidades, se eliminaron materias de civismo y valores en las escuelas.

Y ahí están los resultados. Tanto joven metido en la delincuencia” dice y lamenta: “yo fui una de las mamas que no me gustó pegarles a mis hijos, pero hoy reconozco que sí les faltó un chanclaso mínimo.

Ivonne Beltrán

No pasa nada con una nalgada: maestra Ivonne Beltrán

“Antes nos corregían y no pasaba nada, ahora con tanta permisividad…” comenta la maestra de regularización de primaria, Ivonne Beltrán Galindo.

Aclara que la iniciativa le parece mínimamente bien, “pero no estoy totalmente de acuerdo, porque en estos momentos a los hijos se les está dando demasiada libertad, más bien los hijos están mandando a los padres y están haciendo lo que les da la gana”.

Lo que veo en esta Ley es que a los niños no se les puede tocar, claro si hay que corregirlos, castigarlos, una nalgada, creo que no les hace mal porque si se les deja, los hijos hacen lo que quieren.

“Hay que corregirlos, por eso es que están pasando tanas cosas, aparte de que los padres no están en casa por trabajar los dos, los hijos no tienen gobierno y hacen lo quieren”, señala.

Por su parte la señora Ana Cecilia Loaiza, madre de un niño de diez años, señala que para ella esta ley está bien, porque los padres de familia tienen la opción de castigarlos, en lugar de darle “un chanclaso”.

“Eso ya no se usa, Hay otro tipo de correcciones, les duele más un castigo. Desde niños debe uno de corregirlos para que no desvíen el camino”.

Indica que los “de antes” nomás con la mirada nos sentaban, “ahora es diferente, está uno platicando y los niños hasta te quitan la palabra, desde chiquitos así son, pero como le digo hay que corregirlos”.

Advierte que ella a su hijo lo castiga con lo que más le duele, como es no dejarlo ver televisión, quitarle el celular, el futbol que es su pasión “ahorita lo tengo castigado, no le permito que juegue el Street Fighter, porque es pura violencia, y no sabe cómo me ha ido…pero sigo en mi posición”.



Lee más Aquí

Local

Presupuesto 2022 será para atender problemáticas sociales: Rocha Moya

Salud, educación, seguridad, agricultura y pesca son algunos de los rubros a los que se les dará prioridad

Local

Variante Ómicron no representa mayor riesgo: Rocha

Para contener la posible llegada a Sinaloa se está apresurando el tema de la vacunación contra el Covid-19

Local

Garantiza Rocha Moya pagos dignos a viudas de policías en Sinaloa

Pese a que el pago de las pensiones es una obligación de los ayuntamientos, el gobernador señaló que habrá apoyo del gobierno del estado para estos pagos

Deportes

Esteban Armenta lanza 10 entradas con 11 ponches

En gran juego La Bebelama se impone 1-0 a CFE en beisbol JAPAC de Segunda Fuerza

Deportes

Amigos de Adán y Amigos del Mike salen triunfantes

Dominan a Neuras y Bribones en el softbol Tercera B Elite del Club Campestre Villa Universidad

Policiaca

Dos sujetos armados balean a un hombre en Culiacán

Al sujeto le dieron un balazo en una de las piernas cuando intentaba refugiarse de quienes lo perseguían e ingresó a un domicilio

Local

Presupuesto 2022 será para atender problemáticas sociales: Rocha Moya

Salud, educación, seguridad, agricultura y pesca son algunos de los rubros a los que se les dará prioridad

Local

Variante Ómicron no representa mayor riesgo: Rocha

Para contener la posible llegada a Sinaloa se está apresurando el tema de la vacunación contra el Covid-19

Policiaca

Un albañil resulta con quemaduras de tercer grado en Culiacán

Los hechos se registraron al mediodía en el Dorado, el hombre se encontraban laborando cuando sucedió el accidente