/ sábado 5 de junio de 2021

Crónicas de Ambulancias: Un daño colateral

Un paramédico no está preparado para todo, menos para ver infancias maltratadas

Culiacán, Sin.- Esa tarde Jesús Domínguez, paramédico remunerado de Cruz Roja, recién se había integrado a su turno, cuando desde el radio llaman para un traslado de emergencia, sobre un paciente en estado crítico en Urgencias.

Al entrar a la sala Jesús sintió como si el tiempo se detuviera, un menor se encontraba sobre una de las camas en situación grave, su piel era casi azul y sus ojos estaban en blanco.

La madre del pequeño estaba a su lado, con llantos desesperados y enternecedores suspiros, rogaba por la vida de su hijo.

Al voltear su vista al médico se reflejó una cara de angustia, lo cual preocupó al paramédico, pues en sus años en la institución no había visto tal hecho.

Se acercó al doctor, quien le dio el informe: “Infante masculino, 5 años, probable intoxicación por metanfetamina, ¡necesito que lo traslades ya!”.

RUMBO AL HOSPITAL

La noción del tiempo había regresado y Jesús debía apresurar el trayecto del menor al Hospital Pediátrico; de camino a la ambulancia mientras chillaban las llantas de la camilla aún dentro de Cruz Roja, los especialistas cuestionaban a la mujer sobre lo ocurrido, a lo que ella señaló la adicción de su pareja y la curiosidad del menor que lo llevó a tomar lo que estaba “guardado”.

En ese momento Jesús supo que el traslado debía ser inmediato, por lo que indicó al operador de la unidad tome la ruta más accesible, aun cuando debía tomar calles contrarias.

Foto: Melissa Ortiz | El Sol de Sinaloa

Lo que en ese momento Domínguez pensaba era que se trataba de un niño en calidad crítica, un niño por sobredosis, un niño que se podía morir, se debía actuar rápido y de la mejor manera.

Las calles de la ciudad capitalina lucían como cualquier día de abril, el tráfico tranquilo yendo de norte a sur, mientras en la parte trasera de la unidad de socorros la madre imploraba por la vida de su pequeño, no quería que se muriera, que a su hijo no se lo llevara.



HABILIDAD MENTAL

Mientras por la mente del joven paramédico pasaban un sinfín de pensamientos, que iban desde la peor situación hasta las mejores soluciones para atender cualquier escenario.

Al detenerse la ambulancia en las afueras de la Sala de Urgencias del “Hospitalito”, personal médico del sitio se encontraba a la espera del menor; quienes al momento de arribar la unidad se apresuraron a trasladar al pequeño al área de choque.

Mientras las puertas de la sala de choque se cerraban, la madre y su angustia quedaron detrás.

Al momento de realizar el cambio de camilla el menor entró en paro, y de nueva cuenta el tiempo se detuvo. Los médicos señalan el mal pronóstico del menor por la falta de pulso, al instante los presentes buscaron qué hacer, teniendo en cuenta que lo primero a realizar debía ser la salida de la sobredosis, para la cual no existe antídoto en un menor de escasos años.

Fueron diez minutos que Jesús Domínguez sintió como una eternidad, en las que brindó RCP al infante logrando su regreso a la vida. Lo siguiente corrió a manos de los especialistas del Hospital, realizando la intubación y el traslado del menor al área de Cuidados Críticos.

UNA VEZ SALVADO

De vuelta a las puertas de la sala Jesús podía observar que la angustia permanecía en el rostro de la mujer, pensaba en las palabras que debía decir a esta tras el suceso y el estado crítico en el que el niño permanecía.

Esa misma tarde, una hora antes de la salida de su turno en la base de Bomberos Arboledas llamaron para un traslado; el paciente, otro infante. Justo ahí mil cosas pasaron por su mente rogando que no fuera una situación similar a la pasada.

Foto: Melissa Ortiz | El Sol de Sinaloa

Al llegar a la estación de Bomberos, un bebé de al menos 5 meses yacía recostado mientras su cuerpo convulsionaba; al respecto los rescatistas señalaron que habían realizado todas las intervenciones para bajar la temperatura sin obtener resultados.

El traslado sería al mismo Hospital donde hacía menos de seis horas atrás Domínguez había llevado al pequeño intoxicado.

También puedes leer: Crónicas de Ambulancia: A fuego cruzado otra vez

Esta vez traslado fue rápido, la madre de igual forma suplicaba por la vida del pequeño. Señalando que la situación se había agravado después de intentar reducir un malestar con remedios caseros.

Esto hizo que Jesús Domínguez reflexionara sobre la complejidad de la vida misma.

“Es difícil, sé que las personas caen en la drogadicción, sé que toman diferentes maneras de afrontar sus condiciones de vida, de tener un familiar adicto y crecer en algún hogar disfuncional. O que por la irresponsabilidad ocurren los daños colaterales”.



Lee más aquí:

Culiacán, Sin.- Esa tarde Jesús Domínguez, paramédico remunerado de Cruz Roja, recién se había integrado a su turno, cuando desde el radio llaman para un traslado de emergencia, sobre un paciente en estado crítico en Urgencias.

Al entrar a la sala Jesús sintió como si el tiempo se detuviera, un menor se encontraba sobre una de las camas en situación grave, su piel era casi azul y sus ojos estaban en blanco.

La madre del pequeño estaba a su lado, con llantos desesperados y enternecedores suspiros, rogaba por la vida de su hijo.

Al voltear su vista al médico se reflejó una cara de angustia, lo cual preocupó al paramédico, pues en sus años en la institución no había visto tal hecho.

Se acercó al doctor, quien le dio el informe: “Infante masculino, 5 años, probable intoxicación por metanfetamina, ¡necesito que lo traslades ya!”.

RUMBO AL HOSPITAL

La noción del tiempo había regresado y Jesús debía apresurar el trayecto del menor al Hospital Pediátrico; de camino a la ambulancia mientras chillaban las llantas de la camilla aún dentro de Cruz Roja, los especialistas cuestionaban a la mujer sobre lo ocurrido, a lo que ella señaló la adicción de su pareja y la curiosidad del menor que lo llevó a tomar lo que estaba “guardado”.

En ese momento Jesús supo que el traslado debía ser inmediato, por lo que indicó al operador de la unidad tome la ruta más accesible, aun cuando debía tomar calles contrarias.

Foto: Melissa Ortiz | El Sol de Sinaloa

Lo que en ese momento Domínguez pensaba era que se trataba de un niño en calidad crítica, un niño por sobredosis, un niño que se podía morir, se debía actuar rápido y de la mejor manera.

Las calles de la ciudad capitalina lucían como cualquier día de abril, el tráfico tranquilo yendo de norte a sur, mientras en la parte trasera de la unidad de socorros la madre imploraba por la vida de su pequeño, no quería que se muriera, que a su hijo no se lo llevara.



HABILIDAD MENTAL

Mientras por la mente del joven paramédico pasaban un sinfín de pensamientos, que iban desde la peor situación hasta las mejores soluciones para atender cualquier escenario.

Al detenerse la ambulancia en las afueras de la Sala de Urgencias del “Hospitalito”, personal médico del sitio se encontraba a la espera del menor; quienes al momento de arribar la unidad se apresuraron a trasladar al pequeño al área de choque.

Mientras las puertas de la sala de choque se cerraban, la madre y su angustia quedaron detrás.

Al momento de realizar el cambio de camilla el menor entró en paro, y de nueva cuenta el tiempo se detuvo. Los médicos señalan el mal pronóstico del menor por la falta de pulso, al instante los presentes buscaron qué hacer, teniendo en cuenta que lo primero a realizar debía ser la salida de la sobredosis, para la cual no existe antídoto en un menor de escasos años.

Fueron diez minutos que Jesús Domínguez sintió como una eternidad, en las que brindó RCP al infante logrando su regreso a la vida. Lo siguiente corrió a manos de los especialistas del Hospital, realizando la intubación y el traslado del menor al área de Cuidados Críticos.

UNA VEZ SALVADO

De vuelta a las puertas de la sala Jesús podía observar que la angustia permanecía en el rostro de la mujer, pensaba en las palabras que debía decir a esta tras el suceso y el estado crítico en el que el niño permanecía.

Esa misma tarde, una hora antes de la salida de su turno en la base de Bomberos Arboledas llamaron para un traslado; el paciente, otro infante. Justo ahí mil cosas pasaron por su mente rogando que no fuera una situación similar a la pasada.

Foto: Melissa Ortiz | El Sol de Sinaloa

Al llegar a la estación de Bomberos, un bebé de al menos 5 meses yacía recostado mientras su cuerpo convulsionaba; al respecto los rescatistas señalaron que habían realizado todas las intervenciones para bajar la temperatura sin obtener resultados.

El traslado sería al mismo Hospital donde hacía menos de seis horas atrás Domínguez había llevado al pequeño intoxicado.

También puedes leer: Crónicas de Ambulancia: A fuego cruzado otra vez

Esta vez traslado fue rápido, la madre de igual forma suplicaba por la vida del pequeño. Señalando que la situación se había agravado después de intentar reducir un malestar con remedios caseros.

Esto hizo que Jesús Domínguez reflexionara sobre la complejidad de la vida misma.

“Es difícil, sé que las personas caen en la drogadicción, sé que toman diferentes maneras de afrontar sus condiciones de vida, de tener un familiar adicto y crecer en algún hogar disfuncional. O que por la irresponsabilidad ocurren los daños colaterales”.



Lee más aquí:

Local

Las quince batallas de Aída Valenzuela

La mujer relata cómo ha sobrevivido a la embestida de un brutal padecimiento; sigo viva y con mucho corazón, dice

Local

Posible ciclón tropical "Rick" se sigue acercando a las costas de México

Se espera que para el lunes 25 la tormenta tropical entre a las costas de Colima y Jalisco, para Sinaloa se espera el día Martes

Local

Registra buena asistencia jornada de vacunación contra Covid-19 a rezagados

La mayoría de los vacunados habían estado enfermos de Covid-19, motivo por el cual no habían podido recibir la inmunidad

Local

Las quince batallas de Aída Valenzuela

La mujer relata cómo ha sobrevivido a la embestida de un brutal padecimiento; sigo viva y con mucho corazón, dice

Local

Beto Caimán inunda Chiricahueto de caimanes

Este año, el apasionado de los reptiles,  liberó 170 crías en este complejo lagunar ubicado al sur de Culiacán

Deportes

Electrizante triunfo de Tomateros de Culiacán

Efrén Navarro lo define en 11 entradas y derrotan  7-6 a Algodoneros de Guasave

Gossip

Charly García: 70 años del genio argentino

La capital argentina dedicó prácticamente todo el mes a celebrarlo por sus 70 años

Gossip

Masterchef Celebrity: la Bebeshita cambia el menú de su taquería

La Bebeshita está próxima a reabrir su taquería, y promete nuevos platillos inspirados en los retos de MasterChef

Cultura

La escritora María Dueñas recorre los escenarios de su novela Sira

La escritora española, que publicó a principios de año Sira, no sabe si habrá una tercera novela ambientada en Marruecos