/ sábado 10 de octubre de 2020

Crónicas de Ambulancia: El primer inaudito servicio de Guillermo

Una disciplina férrea y el aprendizaje de sus maestros, le dieron a Guillermo las herramientas para luchar

Culiacán, Sin.- Egresado de la generación 35 del Técnico en Urgencias Médicas de Cruz Roja, Juan Jesús Guillermo Casillas de la Herrán, es un joven paramédico de 21 años que además cursa el cuarto año en la facultad de medicina. Prometedora carrera la del joven Guillermo y dentro la institución tiene corta pero intensa experiencia.

Un jueves por la tarde Guillermo terminaba sus clases en la facultad y lo carcomían las ansias de comenzar su primera guardia en Cruz Roja, apenas había terminado el TUM y la promesa de subir a una ambulancia le rondaba la cabeza con mucha fuerza.

En lugar de ir a casa decidió irse temprano a su primera guardia a la estación. Se cambió de uniforme y se preparó para recibir su primer servicio; era todo nervios y expectación.

La chicharra sonó antes de que la noche llegara pero su fortuna no le sonrió como él quisiera pues la rotación de guardias y servicios previos habían dejado un déficit de socorristas a esa hora: tuvo que salir solo a la emergencia.

TREPIDANTE

Subió a la ambulancia y el operador tomó rumbo hacia el destino marcado por la llamada. El joven paramédico iba repasando en su mente toda su preparación dentro y fuera del curso. Pero sus entrañas le respondían que quizás no estaba listo, que algo podría salir mal; clásico de las primeras veces.

Foto: Cortesía │ Cruz Roja

La distancia no la recuerda, solo que llegaron muy rápido y que no le dio tiempo de prepararse mentalmente, igual, así hubieran sido horas, Guillermo estaría nervioso. El destino era una casa, está en la cocina, le dijeron.

Con temblor en su cuerpo pero sin mostrarlo, el socorrista entró a la cocina y encontró una persona boca abajo e inconsciente. Toda su preparación se borró de su mente y estaba totalmente en blanco.

Guillermo cuenta que el sintió que pasaron unos segundos de ese shock mental propio del nerviosismo, así que alcanzó a tomar control de sí mismo para pensar que hacer con el paciente. Hizo un resumen rápido de las posibilidades y gracias a una corta entrevista con los familiares del paciente pudo diagnosticar la urgencia.

Paciente con tratamiento antidepresivo que quizás pudo ingerir dosis más altas de dichos fármacos. Una auscultación rápido y descubrió una falta de oxigenación que atendió rápido. Pudo estabilizarlo y subirlo a la ambulancia y así salir rápidamente al hospital.

Foto: Cortesía │ Cruz Roja

EL TRAYECTO

De nuevo arriba de la unidad, Guillermo tenía que repasar la enseñanza de sus tutores y maestros. Uno de ellos era el más presente; maestro de urgencias que le enseñó a trabajar bajo presión y que ahora era lo que debía aplicar.

Aún sin tranquilizarse por completo, socorrista tenía que seguir estabilizando al paciente en el trayecto al hospital. En cosa de minutos ya estaban a las puertas de urgencias y los nervios de Guillermo estaban casi destrozados.

Al bajar la camilla, el paramédico mira en el umbral de la rampa a quien era su maestro de urgencias, un alivio recorre su cuerpo al mirar una cara conocida entre tanto caos. Al entregar al paciente, el estudiante de medicina le da los informes y posibles diagnósticos a su mentor; este le felicita y aprueba sus hipótesis.

Foto: Cortesía │ Cruz Roja

Te puede interesar: Crónicas de Ambulancia: El accidente que marcó a Silvia Heras

El paciente llegó con vida, estable y con mayores esperanzas de sobrevivir. Guillermo terminó su primer servicio lleno de emociones encontradas y algunas sin identificar; ¿había hecho las cosas bien? ¿Qué le faltó? ¿Hizo todo lo que pudo? Preguntas que jamás tendrán respuesta clara pero que son parte de la experiencia de todo voluntario de la institución.

El joven continúa si crecimiento en las filas de Cruz Roja y en su facultad. Dice ser afortunado de poder servir en ambulancia y ampliar sus conocimientos en cuestiones de salvar vidas. Orgulloso portador de los valores de la benemérita institución, Guillermo Casillas sigue recorriendo su camino que apenas empieza.






Lee más aquí↓




Culiacán, Sin.- Egresado de la generación 35 del Técnico en Urgencias Médicas de Cruz Roja, Juan Jesús Guillermo Casillas de la Herrán, es un joven paramédico de 21 años que además cursa el cuarto año en la facultad de medicina. Prometedora carrera la del joven Guillermo y dentro la institución tiene corta pero intensa experiencia.

Un jueves por la tarde Guillermo terminaba sus clases en la facultad y lo carcomían las ansias de comenzar su primera guardia en Cruz Roja, apenas había terminado el TUM y la promesa de subir a una ambulancia le rondaba la cabeza con mucha fuerza.

En lugar de ir a casa decidió irse temprano a su primera guardia a la estación. Se cambió de uniforme y se preparó para recibir su primer servicio; era todo nervios y expectación.

La chicharra sonó antes de que la noche llegara pero su fortuna no le sonrió como él quisiera pues la rotación de guardias y servicios previos habían dejado un déficit de socorristas a esa hora: tuvo que salir solo a la emergencia.

TREPIDANTE

Subió a la ambulancia y el operador tomó rumbo hacia el destino marcado por la llamada. El joven paramédico iba repasando en su mente toda su preparación dentro y fuera del curso. Pero sus entrañas le respondían que quizás no estaba listo, que algo podría salir mal; clásico de las primeras veces.

Foto: Cortesía │ Cruz Roja

La distancia no la recuerda, solo que llegaron muy rápido y que no le dio tiempo de prepararse mentalmente, igual, así hubieran sido horas, Guillermo estaría nervioso. El destino era una casa, está en la cocina, le dijeron.

Con temblor en su cuerpo pero sin mostrarlo, el socorrista entró a la cocina y encontró una persona boca abajo e inconsciente. Toda su preparación se borró de su mente y estaba totalmente en blanco.

Guillermo cuenta que el sintió que pasaron unos segundos de ese shock mental propio del nerviosismo, así que alcanzó a tomar control de sí mismo para pensar que hacer con el paciente. Hizo un resumen rápido de las posibilidades y gracias a una corta entrevista con los familiares del paciente pudo diagnosticar la urgencia.

Paciente con tratamiento antidepresivo que quizás pudo ingerir dosis más altas de dichos fármacos. Una auscultación rápido y descubrió una falta de oxigenación que atendió rápido. Pudo estabilizarlo y subirlo a la ambulancia y así salir rápidamente al hospital.

Foto: Cortesía │ Cruz Roja

EL TRAYECTO

De nuevo arriba de la unidad, Guillermo tenía que repasar la enseñanza de sus tutores y maestros. Uno de ellos era el más presente; maestro de urgencias que le enseñó a trabajar bajo presión y que ahora era lo que debía aplicar.

Aún sin tranquilizarse por completo, socorrista tenía que seguir estabilizando al paciente en el trayecto al hospital. En cosa de minutos ya estaban a las puertas de urgencias y los nervios de Guillermo estaban casi destrozados.

Al bajar la camilla, el paramédico mira en el umbral de la rampa a quien era su maestro de urgencias, un alivio recorre su cuerpo al mirar una cara conocida entre tanto caos. Al entregar al paciente, el estudiante de medicina le da los informes y posibles diagnósticos a su mentor; este le felicita y aprueba sus hipótesis.

Foto: Cortesía │ Cruz Roja

Te puede interesar: Crónicas de Ambulancia: El accidente que marcó a Silvia Heras

El paciente llegó con vida, estable y con mayores esperanzas de sobrevivir. Guillermo terminó su primer servicio lleno de emociones encontradas y algunas sin identificar; ¿había hecho las cosas bien? ¿Qué le faltó? ¿Hizo todo lo que pudo? Preguntas que jamás tendrán respuesta clara pero que son parte de la experiencia de todo voluntario de la institución.

El joven continúa si crecimiento en las filas de Cruz Roja y en su facultad. Dice ser afortunado de poder servir en ambulancia y ampliar sus conocimientos en cuestiones de salvar vidas. Orgulloso portador de los valores de la benemérita institución, Guillermo Casillas sigue recorriendo su camino que apenas empieza.






Lee más aquí↓




Local

Se compromete la UAS para pagar prestaciones a tiempo

El rector señaló que siempre se dificulta cumplir con los compromisos de la universidad, por lo que, desde ya, se está buscando una solución a este problema

Local

Llegan los 35 reptiles más peligrosos del mundo a Culiacán

Se trata de una exposición que llegará al Zoológico de Culiacán el próximo 6 de julio y estará en la ciudad por tiempo limitado

Local

Pese a alza en casos Covid-19 MIA reinicia actividades

Este lugar funcionará con grupos de 25 personas y se sanitizará constantemente

Finanzas

Insabi recorta 20% el gasto por afiliado

De 2019 a 2021, pasó de tres mil 656 pesos a dos mil 911 pesos por persona, señala estudio del CIEP

Deportes

Sinaloa-Ahome con la pólvora mojada

Perdió por partida doble y recibieron un total de 28 ponches en el nacional de softbol de Primera Fuerza

Gossip

Raúl Coronado y Ximena Córdoba llegan a la gran final de Las estrellas bailan en Hoy

Raúl Coronado y Ximena Córdoba llegan a la gran final con ganas de vencer a sus contrincantes

Círculos

Paulina Villalpando da segunda vida a las joyas del armario

Paulina Villalpando fundadora de PAAR, está en la búsqueda de convertir su empresa en una firma de lujo 100 por ciento sustentable

Gossip

Ellos recibirán el Premio a la Excelencia Musical de los Latin Grammy

Se dieron a conocer los nombres de los artistas que serán reconocidos por su trayectoria en la próxima entrega de los Latin Grammy

Celebridades

Mujeres maduras se liberan de prejuicios y toman la pantalla

En la televisión es cada vez más constante ver personajes interpretados por mujeres adultas que no tienen temor a mostrarse sin filtro ni etiquetas frente a la pantalla