/ sábado 27 de junio de 2020

Las tres calenturas y el “Jupol”

Es evidente. Los síntomas no mienten. Los mexicanos estamos sufriendo por lo menos tres distintos tipos de calenturas. Eso sí, hay que decirlo, las tres son preocupantes.

LA PRIMERA se refiere a la calentura corporal de las personas, la cual es considerada uno de los síntomas principales que pudieran alertarnos sobre un posible contagio del temido Covid-19.

Así lo indican los médicos especialistas, quienes en el afán de evitar que los contagios y decesos se sigan disparando, nos repiten a todas horas los protocolos y cuidados personales que debemos seguir.

El repunte de contagios y decesos ocurridos en la última semana lo establecieron con claridad, de ahí que al primer síntoma de calentura obliga al individuo a buscar la ayuda médica necesaria.

LA SEGUNDA, es la calentura sicológica cuyo impacto lo percibe normalmente la población cuando se registran hechos de inestabilidad social, como son por ejemplo las manifestaciones bélicas que despliegan los grupos delictivos en determinada ciudad o región.

Cuando los grupos del crimen organizado se declaran la guerra mortal, y su peligroso armamento sale a relucir en alguna región, municipio o Estado de la República, la gente suele decir; “No vayas por ahí, porque está muy caliente”.

Así está ocurriendo en estos momentos en Culiacán, donde al parecer dos grupos del “Narco” se están enfrentando entre sí. El reto es a muerte. Los 17 asesinados a balazos que dejó el enfrentamiento registrado hace apenas dos días, nos obliga a comentar que; “Culiacán está caliente”.

También Colima, donde un juez federal fue ejecutado por un comando armado está caliente. Jalisco, Michoacán y Guanajuato entran al rango de la calentura.

¿Y qué podemos decir de ciudad de México?.. Hoy el escándalo sacude y envuelve a la gran metrópoli. Los grupos criminales la han convertido en su sede de operaciones y desde su poderío retan abiertamente a los tres niveles de gobierno. Ayer en pleno corazón de la ciudad, fue emboscado el Secretario de seguridad de la CDMX Omar García Harfuch por grupos criminales altamente peligrosos.

Aunque el alto funcionario salvó la vida gracias al efectivo blindaje de su camioneta, dos de sus escoltas y una señora no corrieron con la misma suerte.

Y así, en ese evidente acto de guerra civil, la capital mexicana fue convertida también en una verdadera caldera.

LA TERCERA en turno es la calentura POLITICA, misma que ya asentó sus reales en el entorno nacional. Es una invitada natural a la fiesta electoral del 6 de junio del 2021, donde 15 Estados de la República, incluyendo a Sinaloa serán disputadas por los partidos en las urnas.

En esas elecciones se juegan gubernaturas, Diputaciones, y alcaldías, de ahí la calentura anticipada de las clases políticas, toda vez que el Presidente Andrés Manuel López Obrador se estará jugando su proyecto de Nación, principalmente en lo que se refiere a la elección de Diputados federales.

Y es que AMLO sabe que si pierde la mayoría en la Cámara de Diputados, su proyecto de gobierno se iría por el tobogán de sus ideales.

Por ello, es que en el ambiente surge una pregunta interesante. ¿Podrá el Presidente con Morena y sus partidos “vampiros”, repetir la hazaña del 2018?. Muchos juran que No. Tendría que ser con un aliado que represente votos, afirman analistas. Y en esa coyuntura, descartan tajantemente al PAN por las grandes diferencias políticas e ideológicas entre uno y otro instituto.

Quedaría de tal manera el PRI como la única alternativa posible para dar vida al acrónimo ya utilizado del PRIMOR, en cuyo caso López Obrador, en su calidad de interesado mayor, tendría que presentarle una buena oferta política. Se cree que cediendo los otros espacios de poder en juego, a cambio concederle las diputaciones federales. Al fin y al cabo que los gobernadores y alcaldes triunfadores de las elecciones, serían fácilmente manipulables desde la Presidencia de la República, podría pensar AMLO.

Pero habría otra interrogante. ¿Y a cambio de que beneficio los gobernadores en su calidad de líderes políticos del PRI estarían llegando a tan trascendental pacto político?... Podría ser pacto por pacto. Es decir, entregar a López Obrador el Congreso de la Unión a cambio de un pacto de impunidad o blindaje político para que al término de sus mandatos, no se vayan con la preocupación de algún juicio político que los pudiera llevar a la cárcel.

De ocurrir algo así, estaríamos entonces ante el surgimiento de una nueva clase política, a la que desde ya se le podría identificar con el acrónimo de los “JUPOL”… Los Judas Políticos… Pudiera ocurrir así…El tiempo lo dirá.

Es evidente. Los síntomas no mienten. Los mexicanos estamos sufriendo por lo menos tres distintos tipos de calenturas. Eso sí, hay que decirlo, las tres son preocupantes.

LA PRIMERA se refiere a la calentura corporal de las personas, la cual es considerada uno de los síntomas principales que pudieran alertarnos sobre un posible contagio del temido Covid-19.

Así lo indican los médicos especialistas, quienes en el afán de evitar que los contagios y decesos se sigan disparando, nos repiten a todas horas los protocolos y cuidados personales que debemos seguir.

El repunte de contagios y decesos ocurridos en la última semana lo establecieron con claridad, de ahí que al primer síntoma de calentura obliga al individuo a buscar la ayuda médica necesaria.

LA SEGUNDA, es la calentura sicológica cuyo impacto lo percibe normalmente la población cuando se registran hechos de inestabilidad social, como son por ejemplo las manifestaciones bélicas que despliegan los grupos delictivos en determinada ciudad o región.

Cuando los grupos del crimen organizado se declaran la guerra mortal, y su peligroso armamento sale a relucir en alguna región, municipio o Estado de la República, la gente suele decir; “No vayas por ahí, porque está muy caliente”.

Así está ocurriendo en estos momentos en Culiacán, donde al parecer dos grupos del “Narco” se están enfrentando entre sí. El reto es a muerte. Los 17 asesinados a balazos que dejó el enfrentamiento registrado hace apenas dos días, nos obliga a comentar que; “Culiacán está caliente”.

También Colima, donde un juez federal fue ejecutado por un comando armado está caliente. Jalisco, Michoacán y Guanajuato entran al rango de la calentura.

¿Y qué podemos decir de ciudad de México?.. Hoy el escándalo sacude y envuelve a la gran metrópoli. Los grupos criminales la han convertido en su sede de operaciones y desde su poderío retan abiertamente a los tres niveles de gobierno. Ayer en pleno corazón de la ciudad, fue emboscado el Secretario de seguridad de la CDMX Omar García Harfuch por grupos criminales altamente peligrosos.

Aunque el alto funcionario salvó la vida gracias al efectivo blindaje de su camioneta, dos de sus escoltas y una señora no corrieron con la misma suerte.

Y así, en ese evidente acto de guerra civil, la capital mexicana fue convertida también en una verdadera caldera.

LA TERCERA en turno es la calentura POLITICA, misma que ya asentó sus reales en el entorno nacional. Es una invitada natural a la fiesta electoral del 6 de junio del 2021, donde 15 Estados de la República, incluyendo a Sinaloa serán disputadas por los partidos en las urnas.

En esas elecciones se juegan gubernaturas, Diputaciones, y alcaldías, de ahí la calentura anticipada de las clases políticas, toda vez que el Presidente Andrés Manuel López Obrador se estará jugando su proyecto de Nación, principalmente en lo que se refiere a la elección de Diputados federales.

Y es que AMLO sabe que si pierde la mayoría en la Cámara de Diputados, su proyecto de gobierno se iría por el tobogán de sus ideales.

Por ello, es que en el ambiente surge una pregunta interesante. ¿Podrá el Presidente con Morena y sus partidos “vampiros”, repetir la hazaña del 2018?. Muchos juran que No. Tendría que ser con un aliado que represente votos, afirman analistas. Y en esa coyuntura, descartan tajantemente al PAN por las grandes diferencias políticas e ideológicas entre uno y otro instituto.

Quedaría de tal manera el PRI como la única alternativa posible para dar vida al acrónimo ya utilizado del PRIMOR, en cuyo caso López Obrador, en su calidad de interesado mayor, tendría que presentarle una buena oferta política. Se cree que cediendo los otros espacios de poder en juego, a cambio concederle las diputaciones federales. Al fin y al cabo que los gobernadores y alcaldes triunfadores de las elecciones, serían fácilmente manipulables desde la Presidencia de la República, podría pensar AMLO.

Pero habría otra interrogante. ¿Y a cambio de que beneficio los gobernadores en su calidad de líderes políticos del PRI estarían llegando a tan trascendental pacto político?... Podría ser pacto por pacto. Es decir, entregar a López Obrador el Congreso de la Unión a cambio de un pacto de impunidad o blindaje político para que al término de sus mandatos, no se vayan con la preocupación de algún juicio político que los pudiera llevar a la cárcel.

De ocurrir algo así, estaríamos entonces ante el surgimiento de una nueva clase política, a la que desde ya se le podría identificar con el acrónimo de los “JUPOL”… Los Judas Políticos… Pudiera ocurrir así…El tiempo lo dirá.

sábado 27 de junio de 2020

Las tres calenturas y el “Jupol”

miércoles 17 de junio de 2020

Quirino… Balones encendidos.

sábado 06 de junio de 2020

El virus… sin discriminación

miércoles 27 de mayo de 2020

AMLO… ¿Quién llevará la bitácora?

martes 12 de mayo de 2020

El lamento del Iguano

jueves 30 de abril de 2020

AMLO… Riqui, ricón canallón.

viernes 24 de abril de 2020

Peña Nieto… ¿Con gente en la 4T?

Cargar Más